Durante la Rendición de Cuentas se mostró un comparativo del crecimiento en las energías renovables a partir del 2009 al 2017.
El Secretario Ejecutivo del Consejo Nacional de Energía, Luis Reyes, acompañado por la Superintendenta de SIGET Blanca Coto y el Subsecretario de CNE, Luis Castaneda, presidieron el evento de Rendición de Cuentas 2018, en el cual se destacó que en los últimos años las energías renovables han ganado terreno, trasladando beneficios en el precio de la energía; mayores inversiones para el país; fuentes de empleo y una apuesta por reducir los efectos nocivos del cambio climático.
Producto de los lineamientos estratégicos de la Política Energética Nacional, se cuentan con proyectos de energías renovables próximos a entrar en operación (producto de procesos de licitación). Las plantas solares que entrarán en funcionamiento suman una capacidad de 153.9 Megavatios (MW), a esto se sumarán 50 MW de capacidad, con el primer proyecto eólico en El Salvador.
Asimismo, está en marcha el proceso de licitación de 28 MW. Este proyecto deberá cumplir con las siguientes características:
• Período de suministro por 15 años a partir de la fecha de entrada en operación.
• Dirigido a pequeños generadores renovables distribuidos (recursos fotovoltaicos y biogás).
• Proyectos interconectados a la red de distribución.
De acuerdo a la programación, la recepción de ofertas está prevista para diciembre de 2018, la adjudicación de proyectos para marzo de 2019 y la firma de contratos sería en abril 2019. Con esta nueva energía el país tendrá la capacidad de abastecer a un estimado de 800 mil viviendas más.
También, durante la Rendición, se dio a conocer los avances en la Promoción de una Cultura de Eficiencia y Ahorro Energético; gracias a esta estrategia se capacitaron a 5,569 empleados de instituciones públicas.
Durante el período reportado el CNE analizó la creación de un fideicomiso que financie proyectos de ahorro energético en instituciones públicas y autónomas, con el objetivo de promover el uso eficiente de la electricidad y superar las barreras financieras para ejecutar medidas y proyectos de eficiencia energética.
Otro de los logros destacados fue la realización de la 4ª. Edición del Premio Nacional a la Eficiencia
Energética, galardón que reconoce la ejecución de proyectos e iniciativas de uso eficiente de la energía, a través de estímulos económicos, fortalecimiento de capacidades, equipamiento, etc.